Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Calle de pueblo: Óleo de José Manuel Cañas Reíllo (2003)

Calle de pueblo: Óleo de José Manuel Cañas Reíllo (2003)

Proseguimos hoy hablando sobre aquel viejo nombre de calle criptanense: Bardón. Como decíamos ayer, quizá sea posible relacionarlo con el término «barda» para explicar su origen (véase: Otra vieja calle olvidada: Bardón, Campo de Criptana, 1877-1890, I). Añadamos hoy algún detalle más.

No es raro este término como topónimo y como apellido en la zona. Lo encontramos, por ejemplo, en varias ocasiones en un edicto del juzgado de primera instancia de Alcázar de San Juan que publica el Boletín Oficial de la Provincia de Ciudad Real, del 17 de febrero de 1911. Convoca este escrito a quienes se considerasen con derecho a los bienes de la capellanía colativa que había fundado el Licenciado Presbítero Pedro Marcos en Campo de Criptana, por escritura otorgada en 12 de noviembre de 1737. Había presentado una demanda el procurador Andrés Cárdenas y Romero en nombre de León Zapata y Manzanares, vecino de Quero, que se creía con derecho a ellos. Son muchas las tierras que se enumeran, hasta veinticinco. Al citar los lindes de la tierra núm. 13, se cita a un propietario llamado Cristóbal Muñoz Bardón. La tierra consignada con el núm. 14 se encontraba en término de Alcázar de San Juan, en un paraje conocido con el nombre de Pozo de Bardón, e igual ocurría con las que tenían los núms. 15, 17, 18 y 19.

Casas de pueblo: Óleo de José Manuel Cañas Reíllo (2005)

Casas de pueblo: Óleo de José Manuel Cañas Reíllo (2005)

Digamos ahora quiénes eran algunos de sus vecinos. Como en otros casos, recurrimos a los listados de contribuyentes electores que se publicaban periódicamente en el Boletín Oficial de la Provincia de Ciudad Real. En 1877 y 1878 solo un vecino de esta calle aparecía en estos listados. Era Sotero Angulo Quirós. Vivía en el núm. 2, era propietario y pagaba una contribución de 123 ptas. con 79 cénts. (Boletín…, del 9 de noviembre de 1877; del 7 de enero de 1878). En 1888 encontramos uno más: Anselmo Campos. Vivía en el núm. 4, y pagaba una contribución de 62 ptas. con 74 cénts. (Boletín…, del 8 de enero de 1888). Lo encontramos también en el listado de contribuyentes en que se cita por última vez en un documento oficial el nombre de esta calle, pocos meses antes de que el Ayuntamiento llevara a cabo la revolución del nomenclátor (Boletín…, del 8 de enero de 1890). A partir de entonces, este nombre de calle sería historia… en realidad, ni siquiera eso, porque se perdería para siempre en el olvido.

Fue el nombre Bardón, mientras existió, de exigua vida y más exigua aún condición, y se extinguió con toda la discreción del mundo, y sin dejar ni rastro. De esto hace ya 123 años. Descanse en paz.

JOSÉ MANUEL CAÑAS REÍLLO