Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Ayer no hubo artículo. El destino a veces se opone al transcurso esperado de los acontecimientos y quedan los planes de uno, el que escribe, en agua de borrajas, aunque, bueno es decirlo, a uno, al que escribe, le gusta mucho la borraja. A lo mejor más que las acelgas. Y así, retomando el hilo perdido entre designios del destino y borrajas, volvemos al asunto de hoy, que no es sino la continuación de ese listado de mujeres criptanenses que tendrían que formar de los jurados populares en 1936.

El listado, como ya hemos dicho en otra ocasión, se publicó en el Boletín Oficial de la Provincia de Ciudad Real, del viernes 3 de enero de 1936. Verá el lector que el listado de mujeres (“hembras”, según el Boletín), es mucho más reducido que el de los hombres, y que las categorías de datos que se incorporan para cada uno de los criptanenses citados son iguales a excepción de uno de ellos: El del oficio, que se suponía a los hombres y no se indicaba para las mujeres, de las que se presuponía que tendría que ser el de “sus labores”. Lo cierto es que el Boletín, de acuerdo con los parámetros sociales de su época, no incluye oficio alguno en el listado de las mujeres.

Así pues, he aquí la continuación del listado:

Carmen García Casarrubias (sic) Campo

Nº de orden: 67. Tenía 56 años de edad, los mismos como residente en Campo de Criptana. Vivía en la calle Isaac Peral, núm. 4.

Teresa García Casarrubias (sic) Caser (sic, quizá “Casero”)

Nº de orden: 68. Tenía 42 años, los mismos como residente en la localidad. Vivía en la plaza del General Espartero (actual Plaza del Pozohondo), núm. 2.

Criptana García Casarrubias (sic)

Nº de orden: 69, de 37 años de edad, los mismos como residente en Criptana. Vivía en la calle Don Quijote, núm. 23.

Luisa García Casarrubias (sic)

Nº de orden: 70. Tenía 65 años, todos ellos como residente en la localidad. Vivía en la calle Mayorazgo, núm. 3.

Bruna García Catalán

Nº de orden: 71. Tenía 45 años, los mismos como residente en la localidad. Vivía en la calle Blasco Ibáñez, núm. 4.

Verá el lector que hay apellidos que se repiten mucho, tanto en este listado como en el de los hombres. Son apellidos muy criptanenses, la mayor parte de ellos compuestos. Tenemos que suponer que, seguramente, el destino llevaría a un mismo jurado a miembros de una misma familia, quizá hermanos. A lo mejor una compañía conocida no viene mal en un jurado.

Aquí lo dejamos por hoy. Seguiremos mañana ver todavía, lo reconoce el que escribe, el final de esta serie, sin tener todavía en mente, lo vuelve a reconocer el que escribe, un epílogo para sellar un final definitivo.

JOSÉ MANUEL CAÑAS REÍLLO

Anuncios