Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , ,

Fue allá por 1911 que decidió la Real Sociedad Colombófila Alcoyana celebrar su concurso con itinerario por media España. Fue el asunto noticia en el periódico alcoyano La Defensa, año VIII, núm. 2.100, del 13 de marzo de 1911. Y era noticia el tema porque tenía prestigio esta sociedad colombófila por los éxitos que había alcanzado en el Concurso Nacional. Se encargó esta institución de trazar un recorrido para movilizar su “tropa alada” que partiría de Majón de Bañeras y acabaría en Talavera de la Reina, con un total de 402 kilómetros. Esperaba, pues, a las palomas participantes en el concurso, un buen recorrido.

No tendría nada de particular el tema para este blog si no fuese porque una de las etapas del itinerario se situó en Campo de Criptana, “con intervención del Delegado militar”, especifica el periódico.

No queda aquí la cosa, pues no sabemos si es posible poner en relación este concurso colombófilo a su paso por Campo de Criptana con un episodio al que hacíamos referencia hace ya algunos años en este mismo blog. Fue en el artículo titulado Campo de Criptana, 1911. La paloma y el molinero.

Contábamos en él que una paloma mensajera se había parado el día 8 de agosto de aquel mismo año en un molino. Era una paloma de competición, sin duda, y debía de haber algún entregado colombófilo buscándola por aquí y por allá. Como no se sabía muy bien qué hacer en aquellas circunstancias, quedó la tal paloma en poder el molinero, a la sazón Ricardo Madrid.

JOSÉ MANUEL CAÑAS REÍLLO

Anuncios